Manzanas al horno con crujiente de nuez

Imagen

Huele a otoño en la Ciudad de México y, aunque no ha dejado de llover, como es normal en verano, ya se percibe el frescor propio de mi estación favorita.

Nostálgica, como regularmente me siento en esta época del año, mi pasión por hornear aumenta. Así que esta tarde fría y lluviosa quise hacer un postre cálido y confortable para mi familia. Recordé que tenía una cacerola de cerámica Fontignac sin estrenar y, entonces, preparé en ella unas manzanas horneadas con crujiente de nuez. Dado que estas magníficas cacerolas cuecen lenta y profundamente los alimentos sin que pierdan sus jugos, mis manzanas quedaron ¡deliciosas!

Imagen

Ingredientes:

  • 3-4 manzanas Granny Smith en cubos
  • Azúcar standar (sólo para espolvorear)
  • Canela
  • Nuez moscada

Topping crujiente:

  • 100 gramos de nuez troceada
  • 4 cucharadas de mantequilla derretida
  • 1/2 taza de azúcar mascabado
  • 3 cucharadas de harina

Elaboración:

Enmantequillar ligeramente una cacerola profunda o tu Fontignac y colocar las manzanas troceadas 2,100con un poco de azúcar. En un tazòn juntar todos los ingredientes del topping y mezclar hasta lograr una pasta. Colocar sobre las manzanas y tapar. Hornear aproximadamente 45 minutos. Disfrutar en los días lluviosos y frescos, si se desea con una bola de helado de vainilla.

¡Feliz arribo del otoño!

Imagen

En el mes patrio, algo de sabor

Septiembre es el mes de la patria y celebramos nuestra independencia con varios platillos emblemáticos de la gastronomía nacional. Los másocorridos: el pozole, el mole y los chiles en nogada, por mucho mi favorito. Un platillo de temporada que está disponible desde mediados de agosto, tanto en fondas como en restaurantes modestos y de alta cocina.

Los chiles en nogada son una creación de las monjas agustinas del Convento de Santa Monica, en Puebla, para deleitar y agasajar al libertador Agustín de Iturbide.

Este manjar de los dioses, consistente en un chile poblano relleno de picadillo con frutas, cubierto con una salsa cremosa de nuez, adornado con perejil y fruta de Granada, es difícil de elaborar, comenzando por el tratamiento de los chiles los cuales deben tatemarse, pelarse y desvenarse con pulcritud.

Clasificado como uno de los platillos más gourmet de la cocina mexicana por la mezcla equilibrada de sus ingredientes, texturas, sabores y colores, definitivamente los chiles en nogada son un must del mes patrio, una razón por la que yo misma no pude escapar a la tentación de prepararlos.

Un esfuerzo que vale la pena hacer, porque al comerlos nos elevamos y se nos olvida la labor que implicó su preparación. Y qué mejor que acompañarlos con un buen vino mexicano, como Petite Sirah de L. A. Cetto. ¡Excelente! Feliz mes patrio.

20130906-173533.jpg