Zuchinni Bread

Imagen

El canto de los pájaros en el ventanal de mi alcoba al despuntar el día, los 20 grados de temperatura al medio día y el colorido de las frutas y verduras en los mercados anuncian que la primavera está por llegar. Vienen a mi mente los alimentos propios de la estación, como las fresas, el kiwi, la piña, los espárragos, la espinaca, las coles de bruselas y el calabacín, en el cual me inspiré hoy.
De sabor terroso y silvestre, la calabacita, como le llamamos en México, es bastante utilizada en la cocina salada del día a día, principalmente en caldos y acompañantes. Pero casi nunca en la cocina dulce, a pesar de su alto contenido de azúcar.
A mí me encanta una preparación dulce con calabacin, el famoso zucchini bread, creado por los italianos y tan común en la panadería estadounidense.

Imagen

Y ya que en esta época del año las calabacitas alcanzan su esplendor, preparé mi zucchini bread y el resultado fue un delicioso panqué crujiente por fuera, húmedo y esponjoso por dentro, en el que la combinación de las calabacitas, la nuez y las especias, explota de manera sutil y sedosa en la boca. ¡Ay!, simplemente delicioso y adictivo.

Imagen

Existen cientos de recetas en la web. Los más reconocidos sitios de pastelería americana incluyen siempre una receta del zucchini bread, pero yo me quedo con estas dos: Zuchinni Nut Bread de Martha Stewart, y para algo más complejo y gourmet, Zuchinni Cake With Crunchy Lemon Glace, de David Lebovitz. Una alternativa en español que me agradó también, es el Pan de Calabacitas de Many Muñoz, aquí les dejo el video.

Imagen

La primavera está en el aire, mi inspiración vuela con ella. ¡A disfrutar!

Cupcakes del amor

Imagen

Sin duda el amor también debemos celebrarlo culinariamente, y qué mejor que con un panquecito very sweet que nos transporte a la niñez -cuando comer golosinas era sinónimo de travesura y premio- pero que al mismo tiempo alimente el espíritu.

Para celebrar a los amores de mi vida, grandes y pequeños, he preparado estos cupcakes de frutos rojos, que son muy fáciles de preparar y contienen un balance perfecto entre dulzor del frosting y humedad del pan. Por la cantidad de azúcar que contiene, seguro que sentirán un disparo inmediato de energía a la primera mordida. Diabéticos, ¡absténganse!

Entregados en una linda caja con un lazo romántico, seguro que quedan perfectos para la persona que más quieren. Y si le agregan un mensaje escrito de puño y letra, !ya la hicieron!, como decimos en México. Aunque claro, él o la destinataria probablemente piensan que no estaría nada mal recibir una sortija.

¡Feliz día del amor y la amistad!

Imagen

Para los panquecitos:

2 ¼ de taza de harina tamizada

1/4 de taza de azúcar

1 cucharadita de polvos de hornear

Pizca de sal

2 huevos

1 1/4 taza de leche

3/4 de barra de mantequilla derretida y fría

1 cucharada de vainilla

Procedimiento:

Juntar secos en un bowl. Añadir leche, mantequilla y vainilla. Incorporar secos y mezclar con pala de madera sólo a juntar.

Poner en los capacillos y hornear a 180 grados por unos 15-18 min. Enfriar.

Imagen

Para el frosting de buttercream:

-250 gramos de mantequilla pomada

-1 cucharadita de vainilla

-3 a 4 tazas de azúcar glass tamizada

-1/3 de taza de mermelada de frutos rojos

-3 cucharadas de leche

Batir (con pala) la Mantequilla y la vainilla. Añadir la mermelada y batir bien. Luego, incorporar el glass taza por taza y alisar la mezcla con la leche. Decorar los panquecitos al gusto.

¡Disfrutar!

Imagen