Strawberry Shortcake para despedir el verano

El pastel que no debe faltar en la vitrina de cualquier pastelería es el clásico shortcake de fresa compuesto por un bizcocho esponjoso de vainilla , relleno y cubierto de una súper deliciosa crema batida y fresas frescas. Suena como un pastel muy simple, pero esa sencillez es aparente, pues su secreto consiste en un bizcocho (sponge ) bien elaborado humedecido con un jarabe de licor y por supuesto, en estar relleno de una crema no tan azucarada y unas grandes fresas de calidad.
En algunos casos, la crema batida únicamente va en el relleno y en la superficie, de tal forma que se aprecien las fresas por dentro , como en el Frasier francés . En otras, como he hecho yo esta vez. se cubre todo el pastel.
De hecho, el nivel de calidad de una pastelería puede descubrirse probando su oferta de shortcake de fresa. Si resulta bueno, podemos
confiar en el resto de su carta. ¡Es una prueba de fuego!
Entonces, si desean preparar un buen pastelito de fresa , lo primero será elaborar una buena sponge ((bizcocho elaborado con método esponjoso caliente) de vainilla y buscar las fresas más deliciosas , jugosas y enormes del mercado.
¡Aún es verano!

20140906-133927.jpg